//
Las Pavas

Denuncia Pública: Grave crisis alimentaria enfrenta la comunidad de Las Pavas

marmol

Mario Mármol Montero. Autor de amenazas y agresiones contra la comunidad.

Desde su regreso a la tierra el 4 de abril de 2011, la comunidad de Las Pavas ha sufrido decenas de atentados y amenazas por parte de los empleados de la empresa de aceite de palma Aportes San Isidro (ASI). Estas amenazas han implicado la quema de casas, robo de materiales, disparos contra miembros de la comunidad y el acoso verbal continuo. A principios de esta semana, la comunidad de Las Pavas envió una denuncia de las amenazas más recientes y los ataques realizados por los trabajadores de ASI, que incluyen amenazas de violar a las hijas adolescentes de una familia de Las Pavas.

El 4 de abril de 2011, las familias de Las Pavas regresaron a la tierra con el respaldo de una decisión de la Corte Constitucional que revocó el la orden de desalojo del 14 de julio del 2009. La decisión también dispuso que la investigación de extinción del dominio realizada por el Instituto Colombiano para el Desarrollo Rural (INCODER), solicitado por las familias de Las Pavas continuar. En noviembre de 2012 el INCODER concluyó la investigación y declaró que la ASI, la empresa de aceite de palma que había reclamado la propiedad de la tierra, no tenían derecho a la tierra y que el INCODER la títulara a los campesinos de Las Pavas.

Debido a la apelación de Aportes San Isidro, la decisión del INCODER está suspendida obligando a las familias de Las Pavas a vivir al lado de los trabajadores de ASI. El gerente de ASI Mario Mármol y sus guardias armados continúan amenazando a los campesinos de Las Pavas. También han causado miles de dólares en daños materiales robando alambre de púa, quemando casas y destruyendo cultivos. Lo siguiente es la declaración de Las Pavas.

LA ASOCIACIÓN DE CAMPESINOS DE BUENOS AIRES – ASOCAB – denuncia ante la opinión pública nacional e internacional y las autoridades Colombianas las acciones delictivas y actos de terrorismo de las que venimos siendo víctimas y que son orquestadas por la empresa APORTES SAN ISIDRO S.A.S,  que atentan contra nuestros derechos a la vida, el mínimo vital, la alimentación y a la posesión sobre los predios de la Hacienda Las Pavas, entre otros, sin que exista una acción efectiva de los funcionarios de la Alcaldía Municipal de El Peñón, la Fiscalía General de la Nación y la Policía Nacional para garantizar nuestra seguridad y la de nuestros bienes, lo que nos está forzando a un nuevo desplazamiento masivo de nuestra comunidad.

HECHOS

La empresa APORTES SAN ISIDRO S.A.S. en un claro desconocimiento de las diversas decisiones judiciales y administrativas que han reconocido nuestros derechos sobre la Hacienda las Pavas, ha venido implementando una estrategia de intimidación y afectación a nuestros bienes, que se ha intensificado desde principios de este año con el fin de que no permanezcamos en nuestros predios. A continuación relacionamos los hechos que consideramos de mayor gravedad.

  1. A partir del 10 de Enero de este año venimos siendo víctimas de hurto continuado del alambre de púas con que cercamos las parcelas, a la fecha los señores MARIO MARMOL MONTERO, empleado de la empresa de seguridad de APORTES SAN ISIDRO Y EL SEÑOR CARLOS, JEFE DE SEGURIDAD de la misma, se han apropiado de más de 400 rollos de alambre, avaluados en unos treinta y dos millones ($32.000.000) pesos sin, sumar la mano de obra requerida para su instalación. Si se tiene que esos recursos provienen de donaciones y que nosotros no contamos con dinero para la compra de esos elementos, el perjuicio causado a nuestra comunidad no solo es incalculable sino irreparable.
  1. El día 16 de Enero estando en la entrada de la finca la familia ALBEAR NARVAEZ con una de sus hijas, llegó el señor MARIO MARMOL MONTERO en tono violento les manifestó que si no salían de la finca le iban a violar a sus hijas, que salieran de ahí que ellos no tenían derecho que cuidaran a sus hijas si las querían. Las tres niñas son menores de 14 años de edad y deben trasladarse solas todos los días desde el asentamiento en la finca las pavas hasta el corregimiento de Buenos Aires, pasando por zonas boscosa que hace parte del camino veredal.
  1. El pasado 26 de Febrero le prendieron fuego a los sembrados que tiene el señor DULIS RAFAEL MARTINEZ socio de ASOCAB, a quien inmediatamente le avisaron sus vecinos pero al llegar ya el fuego se había propagado y había afectado media hectárea de plátano que tenía sembrada, una vez llego el al terreno evidenció a los señores MARIO MARMOL MONTERO y demás miembros de la seguridad privada de la empresa APORTES SAN ISIDRO recogiéndole todos los alambres que tenía en la parcela.
  1. El 27 de Febrero cuando se disponían los miembros de ASOCAB a la preparación de un terreno con el tractor de la comunidad para la siembra de arroz, llegaron los señores CARLOS (Jefe de Seguridad), MARIO MARMOL MONTERO, GREGORIO MARTINEZ y otros que se movilizaban en otro tractor (todos trabajadores de la palmera APORTES SAN ISIDRO S.A.S.) y les impidieron el trabajo amenazándolos con las armas, diciéndole que no les iban a dejar trabajar, que tenían que irse, por evitar que les dispararan los miembros de ASOCAB cesaron la labor para la siembra.

Estos nuevos hechos se suman a un sinnúmero de acciones de intimidación, amenaza y agresión que durante los últimos años ha usado la empresa APORTES SAN ISIDRO S.A.S. para intentar despojarnos de nuestras tierras, vulnerando nuestros derechos humanos, en especial a la vida digna, la alimentación, la tierra y la permanencia en el territorio y el derecho de posesión adquirido por años de trabajo sobre la finca Las Pavas,

Ante esta situación ASOCAB sigue respondiendo de la única forma en que sabemos y entendemos, acudiendo a las instancias y usando los mecanismos establecidos por la Constitución y la Ley y manteniendo nuestra vida pacífica con una permanente disposición al dialogo, a la convivencia y al respeto de los derechos de los demás, incluso de los de nuestros agresores.

En aras de evitar que se nos someta a un nuevo desplazamiento forzado y lograr la real garantía de nuestros derechos humanos, solicitamos a la sociedad civil nacional e internacional su solidaridad y pedimos del Estado colombiano que se investiguen seriamente nuestras denuncias, se impongan sanciones ejemplarizantes a los responsables y se tomen las medidas necesarias para que se restauren nuestros derechos vulnerados, se reparen los daños causados y se nos garantice que no se repetirán este tipo de agresiones en nuestra contra.

ASOCIACIÓN DE CAMPESINOS DE BUENOS AIRES – ASOCAB- Buenos Aires, El Peñón, Bolívar, 4 de Marzo de 2013

Publicado originalmente en Retorno a Las Pavas

Anuncios

Acerca de CPT Colombia

CPT (Christian Peacemaker Teams) Colombia is an International organization seeking to be allies for and partner with communities who are threatened with displacement and violence. We try to support their initiatives to promote justice and peace and their resistance to attempts by those who oppress them and seek to dispossess them of their land, culture and livelihoods.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Actualizaciones de Twitter

Flickr Fotos

Non-violent direct action1 / Acción noviolenta1

Más fotos

Archivo

A %d blogueros les gusta esto: